Nacionales Sucesos

El Pozo todavía no puede recibir visitas

La hija del E.

Una fuente de entero crédito dijo a Once Noticias que todavía están en el proceso de identificación a familiares

Los nuevos inquilinos de las cárceles de máxima seguridad en Honduras, todavía no pueden recibir visitas pues se está trabajando en el proceso de investigación de sus familiares, expresó una fuente de entero crédito a Once Noticias.

Cabe señalar que las personas que visiten a un familiar que esté internado en estos recintos penitenciarios, deberán primero pasar un proceso riguroso de identificación.

Entre éstos: copia de cédula o pasaporte, constancia de vecindad del municipio donde reside, constancia de antecedentes penales vigente, constancia de antecedes policiales vigente, tres fotografías tamaño carné, certificación donde se indique el parentesco con la persona que se va a visitar.

Además las mujeres que visiten a su cónyuge, deberán presentar su certificación de matrimonio de quien visita o declaración jurada debidamente autenticada por notario, cuando se trate de unión libre. Además se debe adjuntar el nombre de la persona privada de libertad a visitar.

Lea También: Visitas al “Pozo”, pesadilla para familiares

Cabe destacar que sólo en Ilama, Santa Bárbara, se encuentran recluidos unos 1,300 reos.

Un medio local mencionó que familiares de ciertos reclusos de alta peligrosidad habían recibido carnet para visitar la mencionada cárcel, sin embargo, todavía el documento no se habría entregado.

El Instituto Nacional Penitenciario (INP) realizó estrictas revisiones a los nuevos reos en El Pozo I y en el Pozo II, cárcel de La Tolva, ubicada en Morocelí, El Paraíso.

Visitas no podrán tener contacto físico

Según el nuevo régimen con el que operarán estas cárceles, ninguna persona podrá permanecer en la misma varias horas, mucho menos dormir en ésta, tal como ocurría en los demás centros penitenciarios del país.

Claro, para ingresar a la misma, los parientes deben estar inscritos en el Registro de Visitantes y portar su carné de visita extendido por las autoridades del INP, después de aprobar los mencionados requisitos.

Las visitas a los reclusos de mínima y mediana seguridad se realizarán los días sábado y domingo en un horario de 10:00 am a 3:00 pm.

Lea También: Así es “El Pozo II”

Cada privado de libertad solo podrá recibir tres visitantes por día y nadie puede quedarse a dormir en la cárcel.

La visita se realiza en una sala la cual cuenta con sistema de cámaras, por lo que todo es monitoreado por las autoridades.

CC IK poder del amor

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario