Nacionales Reportajes Titulares

CASO SIN RESOLVER: ¿Dónde están los asesinos del periodista que soñó con ser alcalde?

Más de cuatro años y no hay capturados por la muerte del comunicador social, Herlin Espinal.

Siendo predilecto en su natal Santa Rita, Yoro, parecería inconcebible que el destino le deparara un fatal desenlace al periodista hondureño, Herlin Espinal, quien fue arrebatado en su propia tierra de la cual nunca se olvidó.

Uno de los periodistas más destacados de la zona norte de Honduras fue asesinado con saña por parte de sus victimarios, por causas que nunca se esclarecieron.

El comunicador social laboraba como reportero de un canal local ubicado en San Pedro Sula con señal en todo el territorio hondureño y debido a su desempeño como profesional se ganó el cariño y el respeto de la gente.

Su muerte conmocionó al gremio de los periodistas, enlutó a su familia y a los pobladores de este municipio localizado en el departamento yoreño, donde más se le quería.

Lea También: CASO SIN RESOLVER: El crimen del talentoso periodista Arístides Soto quedó sin aclararse   

Llegó a destacarse en el ámbito de los medios de comunicación.

Las alarmas se encendieron cuando la madrugada de un domingo, 20 de julio de 2014, se reportó su desaparición y se comenzó a pensar en lo peor.

Sus familiares y amigos de este municipio, en conjunto con las autoridades, comenzaron la tenaz búsqueda del comunicador social.

Fue hasta dos días después de la llamada de un poblador residente entre las aldeas de El Olivar y La Danta, municipio de Santa Cruz de Yojoa, quien informaba que en un potrero de la zona se encontraba el cuerpo de un hombre.

Era el cadáver de Espinal, hallado boca abajo, sin camisa. Las autoridades confirmaron que presentaba cuatro impactos de bala en su rostro.

El primero que logró identificarlo fue su padrastro, José Santos Ramírez, y su pariente, José Jiménez, quienes al verlo se inundaron de tristeza. Una de las tías se desmayó al ver el cuerpo.

Más leído: A 14 años de su asesinato: La muerte de ‘Chocolate’ Flores es un CASO SIN RESOLVER

Su paso por el Teatro La Fragua, de la ciudad de El Progreso, Yoro, le ayudó en sus relatos periodísticos.

Los hechos:

La madrugada del 20 de julio de 2014, en un restaurante y salón de baile del referido municipio, después de departir con amigos, fue la última vez que se le vio con vida a Herlin.

Su madre, Irma Aidé Fuentes, detalló que su hijo se fue de la casa de su tía Mirian Fuentes, localizada en el barrio El Centro de esta ciudad, cerca de las 11:00 de la noche, tras la llamada de un amigo.

El periodista regresó a eso de las 3:00 de la mañana a la casa de su progenitora, sin embargo, no ingresó a su vivienda, sólo estacionó su vehículo y se subió a un carro pick up, color blanco, después de eso nunca se supo nada de él, hasta que lo encontraron sin vida.

Lea También: CASO SIN RESOLVER: Asesinato de Arnold Peralta; las heridas aún no sanan

Impunidad:

Su caso continúa en la impunidad. No hay capturados.

Por el crimen únicamente guardaba prisión el señor Rigoberto Zambrano Martínez, a quien acusaron de encubrimiento, porque era el encargado de cuidar el predio donde se halló el cuerpo de Herlin.

Sin embargo, Zambrano Martínez, fue absuelto de responsabilidad en este caso y puesto en libertad el 10 de mayo de 2017.

Sueños:

Cada evento, feria o simplemente cuando Santa Rita lo requería, Espinal estaba presente para amenizar y tomar el control de los programas, mostrando su vocación al servicio de la gente.

El reportero soñaba con ser el alcalde de la ciudad, después de que se postuló para regidor en dicha alcaldía, un año antes de su asesinato.

Agréganos a Whatsapp