Nacionales Salud

La sangre se convierte en negocio redondo en el Hospital Escuela

partido Betty Litro de amor

Al menos 120 personas llegan a diario a donar, una pinta de sangre es vendida a mil lempiras

Lo que debería ser un acto de humanidad y solidaridad con el prójimo se convirtió en un negocio, y en uno muy bueno, pues una pinta se está vendiendo a mil lempiras y al menos 120 pacientes llegan a diario a donar sangre al Hospital Escuela Universitario (HEU).

Y sí, esto deja cuadros lamentables en el máximo centro asistencial del país, donde la desgracia de unos se convierte en la felicidad de otros.

Para el caso la enfermedad de un señor originario de Goascorán, Valle, sur de Honduras, identificado como Francisco, se ha convertido en el lucro de algunos aprovechados de la necesidad que enfrenta el HEU.

Más leído: Fantasmas merodean ¿En el Hospital Escuela de Tegucigalpa?

“Conseguir personas que realmente quieran donar es bien escaso, me salen de 1,000 lempiras, de 800, y yo soy de Goascorán, no tengo”, expresó a Canal 11, un muy conmovido paciente del HEU que sin sangre no puede ser operado.

Él lleva más de una semana esperando ser atendido en el HEU siendo su suplicio el no encontrar una personas que donde sangre, los que se ofrecen lo hacen pero a cambio de dinero.

“(…) no puedo ingresar porque es un requisito que están pidiendo, son dos pintas de sangre para ingresar (…) en el área respectiva también no hay camilla y hay que esperar, soy un paciente que estoy ingresado pero soy ambulatorio”, deploró.

Lea También: Urólogo suspendido denuncia a autoridades del Hospital Escuela

Este es un problema que se repite constantemente, es un requisito indispensable donar varias pintas de sangre para cualquier intervención quirúrgica, un requerimiento que para muchos hondureños se vuelve casi imposible.

“El propósito es garantizar que siempre haya sangre en el hospital”, justificó Miguel Osorio, portavoz del HEU.

Aunque ya se manejan estrategias para identificar a los que se dedican a vender sangre, ahora existen muchos que logran cobrar hasta mil lempiras por el líquido de vida.

“Generalmente tenemos una base de datos de esas personas que ya están registradas como vendedores que con tal de obtener su dinero vienen a mentir acá y no es una sangre segura”, indicó un médico del centro hospitalario.

Al menos 120 personas llegan a diario al HEU para abastecer el banco de sangre, una necesidad, ya que este es el único hospital que atiende las emergencias en la zona.

La hija del E. CC IK

Acerca del Autor

Victor Aguilar

Victor Aguilar

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario