Economia Nacionales Titulares

Economía tica crece pero eso no se refleja en aumento de empleo

amaryvivir hillroydrogueria

El 14 de marzo, el Banco Central de Costa Rica (BCCR) publicó, con corte a enero de 2018, el Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE), indicador que mide la evolución en la producción de bienes y servicios, el cual dejó como datos más destacados que el crecimiento económico del país no repercute en la creación de más empleo.

Por quinto mes consecutivo el ritmo de crecimiento se ha acelerado, es decir, se está creciendo a una tasa cada vez mayor. Asimismo, las 15 ramas de actividad muestran datos positivos (crecimiento), situación que no se presentaba desde finales de 2016.

Al analizar los datos, siete sectores crecen por encima del promedio de la economía (3,56%) y ocho por debajo, pero siempre manteniendo tasas positivas. Los que más crecen son: “Otras actividades”, “Información y Comunicaciones” y “Transporte y almacenamiento”; y los que menos crecen: “Construcción”, “Extracción de minas y canteras” y “Actividades inmobiliarias”.

Entre estos datos sobresale la recuperación del sector construcción (crece al 0,27%), un sector que albergó el 6,9% de la población ocupada en el cuarto trimestre del 2017 y que incrementó la cantidad de ocupados en el último año en 11.885 personas, según registros de la Encuesta Continua de Empleo.

Dentro de este sector es importante señalar el dinamismo de la construcción con destino público, que crece a un ritmo del 16,7%, explicado por el desarrollo de la terminal de contenedores en Moín, algunas obras en edificaciones que se están llevando a cabo en universidades públicas, así como proyectos de acueductos y alcantarillados, según información del BCCR.

En cambio, la construcción con destino privado decrece a una tasa de -3,7%, acumulando 10 meses de resultados negativos, pero presentando una merma en su ritmo de caída. Cabe indicar, que del total de la industria de la construcción, la de destino privado representa alrededor del 73% y la de destino público el 27%, por lo que a pesar del buen impulso de esta última, el crecimiento promedio del sector se muestra casi nulo en enero 2018.

Por su parte, la actividad del sector “Industria Manufacturera”, otro importante generador de empleo (11% de los ocupados en el IV trimestre de 2017), muestra un crecimiento promedio de 3,8%, siendo este sector uno de los de mayor desenganche entre su crecimiento económico y la generación de empleo, por cuanto en el último año y a pesar de ser el sector que más aporta al crecimiento de la economía, perdió 8.166 puestos de trabajo. Al desagregar la información de esta actividad, se obtiene que el de Régimen definitivo crece al 2,18% mientras que el Régimen especial (zonas francas y perfeccionamiento activo) lo hace al 5,28%.

El sector más importante en cuanto a generación de empleo, es el de “agricultura, silvicultura y pesca”, que no sólo albergó el 13% de los ocupados en el país al cierre del 2017, sino que también generó en el último año 17.673 puestos de trabajo. Este sector crece actualmente -en promedio- a un ritmo de 2,98% y; a su interno, la actividad pecuaria (bovino, porcino, pollo, otro animales vivos, huevos, leche, otros productos animales) es la que más crece (+12%), junto con productos exportables (sandía, melón, banano, piña, flores, follajes, plantas vivas) (+6,7%).

A manera de conclusión, si bien es positivo que la economía crezca a un mayor ritmo, lo cierto es que persiste un desenganche entre dicho crecimiento y la generación de puestos de trabajo en el país; en otras palabras, a pesar de que la economía crece, en el último año la cantidad de ocupados en Costa Rica se redujo en 67.726 (mayor caída en Comercio -36 mil ocupados menos- y, en Hogares como empleadores -28 mil ocupados menos-).

Lo anterior, se convierte entonces en uno de los grandes retos que deberá asumir el próximo gobierno, ya que un mayor crecimiento económico no es garantía de que la situación del mercado laboral mejore. El país requiere de una fuerte articulación de las políticas públicas y del sector público con el sector privado (incluidas las familias), para lograr bajar el nivel de desempleo que se ha mantenido cercano al 9,5% prácticamente desde la crisis económica de 2008-2009.

 

subete CC La hija del E. IK

Acerca del Autor

Avatar

Celeste Reyes

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario