Sucesos

Desaparece sin dejar rastro y un día después lo hallan asesinado

El joven de 22 años trabajaba como repartidor en una panadería de Olanchito, Yoro.

El cuerpo sin vida de Darwin Moisés Chirinos Almendares, de 23 años de edad, fue encontrado ayer a las 4:00 de la tarde en el sector de Isletas, municipio de Sonaguera, en el departamento de Colón, tras una intensa búsqueda por parte de sus familiares.

Lea También MASACRE EN OLANCHO: Desconocido dispara a mansalva

Chirinos Almendares había desaparecido desde el pasado miércoles cuando salió a trabajar, como todos los días, pero nunca regresó a su casa.

Desde ahí sus angustiados padres comenzaron la búsqueda que terminó ayer con la trágica noticias del hallazgo de su cadáver, el cual fue encontrado por personas que transitaban por el lugar conocido como el desvío del café.

La víctima era originaria del municipio de Jocón, Yoro y residente en San José.

Lea También OPERATIVOS EN COLÓN: Droga no logra llegar a su destino

Su padre, Rosendo Chirinos, manifestó que su hijo trabajaba como repartidor en una panadería de Olanchito y que desde el miércoles a las 6:00 de la mañana no sabían de su paradero.

Se conoció que la mañana que desapareció, Darwin dejó abandonada en la colonia Betania la motocicleta en que se transportaba para repartir el pan.

Autoridades de la Dirección Policial de Investigación (DPI) y de Medicina Forense del Ministerio Público, que participaron en el levantamiento, señalaron que el joven presentaba dos heridas de arma de fuego. Mientras que el móvil y los autores del crimen siguen siendo un completo misterio.

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

Abracemos a honduras