Nacionales

Cinco jóvenes ganan premio universitario por sus emprendimientos de ayuda social

La creación de un dispositivo que aleja a los animales de los vehículos para evitar accidentes, la investigación del uso de insectos en la producción agrícola para reducir el uso de pesticidas y aumentar la biodiversidad, y un programa de impulso a la educación en comunidades que se encuentran situación de pobreza extrema, son tres de los cinco proyectos premiados este jueves en la séptima edición de los Premios Yo Creo, organizada por la Universidad Latina de Costa Rica.

Los otros dos proyectos galardonados fueron la recolección de botellas para convertirlas en lámparas, macetas, huertas, vasos, recipientes y jardineras; y la creación de una galería digital de noticias de periodismo colectivo en la comunidad de La Carpio.

Este certamen, el cual organiza la Universidad Latina de Costa Rica como parte de su programa de Responsabilidad Social, tenía como objetivo reconocer el liderazgo y espíritu emprendedor de jóvenes de entre los 18 y 29 años de edad, co-fundadores o fundadores de proyectos u organizaciones que generan un alto impacto social en las comunidades.

¨Fueron más de 50 proyectos inscritos en esta edición, de los cuales, elegimos cinco jóvenes cuya labor genera un impacto positivo en sus comunidades a través de acciones innovadoras y comprometidas¨, comentó Diosara Castillo, Directora de Responsabilidad Social de la Universidad Latina de Costa Rica.

Los ganadores de este premio recibieron US$2.500 en efectivo cada uno para invertir en sus emprendimientos y, además, se les impartirá un programa de formación profesional en distintas áreas empresariales, las cuales van desde finanzas hasta mercadeo.

Castillo destacó que una parte importante en el éxito de una Pyme está condicionada por los conocimientos de su fundador y de su equipo. “Es por esto que el Premio Yo Creo hace una fuerte inversión en el desarrollo de capacidades y conocimiento para los fundadores de las empresas sociales”.

Los cinco emprendimientos ganadores de este año se suman a las 25 empresas costarricenses que han sido impulsadas tras su participación en ediciones anteriores del Premio Yo Creo, y que hoy siguen activas funcionando con éxito gracias al impulso del concurso. 

Iniciativas ejemplares

Nombre: Juan Gabriel Sánchez Martínez

Iniciativa: Guardianes de Perros

Descripción: El proyecto empezó buscando mascotas perdidas en Waze, luego fue evolucionando a otras redes sociales. El primer producto salió al mercado hace un par de semanas. Un dispositivo que ahuyenta a los animales de los vehículos evitando atropellos y colisiones. Por lo tanto, Guardianes de Perros es un movimiento que trabaja por el bien de la fauna y va evolucionando conforme las soluciones se van desarrollando.

 Nombre: Daniela Azofeifa Jiménez

Iniciativa: Srum agroecología

Descripción: Un emprendimiento costarricense dedicado a la investigación, capacitación y promoción de los insectos benéficos (depredadores, parasitoides y polinizadores) en la producción agrícola, con el fin de reducir los pesticidas y aumentar la biodiversidad. Diseñan sistemas agroecológicos para el manejo sustentable de fincas orgánicas. Además, divulgan información sobre insectos benéficos y control biológico, con apoyo de organizaciones privadas y gubernamentales, mediante ponencias, artículos y libros.

Nombre: Javier Camacho Valerio

Iniciativa: APO FU (Significa: Apoyando el Futuro)

Descripción: APO FU es una organización sin fines de lucro creada en el 2016. Esta ONG desarrolla ambientes más agradables y amigables para estudiantes que asisten a escuelas en comunidades en situación de pobreza y trabaja para disminuir de la pobreza apostándole a la educación primaria como una solución. APO FU nace con el primer proyecto realizado en Mozambique, África, donde el apoyo de las personas que donaron nos hizo pensar en llevar este tipo de iniciativas a más escuelas y más países, donde las condiciones no sean las más óptimas para el desarrollo de los niños y las niñas.

Nombre: Christopher Brosse Valverde

Iniciativa: Tarán Upcyclers

Descripción: El proyecto nace de la necesidad de crear negocios sustentables. Al ver la cantidad de botellas de vidrio que se desechan y no se reciclan en Costa Rica decidieron  crear su propia máquina de corte y lijado de botellas. Al cortar una botella, la transforman como por arte de magia (de ahí el nombre Tarán) en lámparas, macetas, huertas, vasos, bowls, recipientes y jardineras.
Actualmente, han reutilizado más de 5000 botellas y la meta del 2018 es reutilizar 10.000. Están en proceso de crear alianzas con fundaciones que ayudan a la niñez. 

 Nombre: Augusto Bolaños Morales

Iniciativa: Vecinos Activos Carpio de Luz

Descripción: Vecinos Activos es una galería digital de noticias de periodismo colectivo, local y constructivo, que aprovecha la revolución digital para promover la cercanía y orgullo comunitario.

Es un emprendimiento social que nació de la necesidad de habilitar un medio de comunicación propio del precario La Carpio -fácil, ágil, accesible, inclusivo-, para evidenciar la vivacidad y dinamismo de una comunidad de la que, en el pasado, solo se reportaban los acontecimientos dramáticos o sombríos.

 

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

Agréganos a Whatsapp