Davivienda
Nacionales Sucesos

A machetazos le quitan la vida a hombre en San Francisco de La Paz, Olancho

mujer
Ikal Cablecolor nicky

De múltiples heridas de arma blanca, tipo machete,  una persona pierde la vida de forma violenta en San Francisco de La Paz, Olancho.

La víctima mortal presentaba machetazos en su cuerpo y fue identificado  de manera preliminar como Tulio Santos de aproximadamente 26 años.

Lea también: Encuentran cuerpo de una mujer con signos de tortura en Tegucigalpa

Según relatos de la pareja del ahora occiso, este había salido desde el sábado pasado a tomar bebidas alcohólicas, pero no había regresado a su casa de habitación, por lo que decidieron salir a buscarlo por las zonas aledañas.

El cadáver fue encontrado en un solar baldío, cerca del establecimiento al que había asistido en la comunidad de Los Pozos.

Lea también: Capturan a joven que intentó matar a machetazos a su esposa

La Policía Nacional, el Ministerio Público y la Dirección Policial de Investigación (DPI) acudieron al sitio para realizar el levantamiento del cuerpo y las investigaciones pertinentes.


Le puede interesar


Capturan anciano acusado de abusar a una menor con discapacidad en Copán

La Policía Nacional a través de la Dirección Policial de Investigación (DPI), capturaron a un anciano de 67 años por suponerlo responsable del delito de violación en perjuicio de una menor de 8 años de edad en Copán.

Los agentes realizaron la detención flagrante del sujeto, tras recibir la denuncia en la aldea El Cedral en Nueva Arcadia.

“Me duele en mi corazón porque ella es nieta mía, y me duele que ese individuo lo haya hecho”, declaró el abuelo de la niña, Elías Rivera.

Según la policía, los familiares denunciaron al sexagenario agricultor, originario y residente en la misma aldea, por agresiones sexuales a una menor de solo 8 años.

De acuerdo a información preliminar, el sospechoso es vecino de la menor, quien para ganarse la confianza de la niña y cometer el delito, le daba regalos y dinero a la infante.

Etiquetas
Davivienda
El Milagro
Abracemos a honduras