Internacional

11 mejores ciudades para vivir de América Latina

tendencia Fiestas Patrias poder del amor Ikal

Siguiendo con nuestro recuento de ciudades hermosas, iniciado este lunes con algunas que roban suspiros en la vieja Europa, ahora el turno de América Latina, cuyas urbes mezclan el encanto de su gente venida de todas partes del mundo.

Este lista fue realizada por la consultora internacional de recursos humanos Mercer, la cual la realizó a mitad de este año y en ella mide distintos aspectos de la calidad de vida, como acceso a servicios públicos, seguridad, transporte, entre otros.

Montevideo, Uruguay: Destino perfecto para aquellos viajeros que buscan un paseo relajante entre edificios de la época colonial y hermosas playas. La puerta de la Ciudadela, el único tramo que perdura de la muralla que antiguamente rodeaba a la ciudad en su totalidad, sirve de entrada a la Ciudad Vieja, el barrio más antiguo de Montevideo.

Buenos Aires, Argentina: La capital más europea de todas las latinoamericanas es una ciudad de arquitectura elegante y amplias avenidas, pero también de una de las danzas más sexys del mundo, el tango. Es un lugar seguro y seductor, que ofrece buena comida y atracciones culturales, junto con una multitud de tiendas y cafés que hacen que quiera quedarse un poco más. Es una ciudad que nunca decepciona.

Santiago, Chile: La capital de Chile es más moderna que histórica, una ciudad próspera con un bello entorno natural de cumbres nevadas. Es una ciudad que vale la pena visitar para probar la cocina de clase mundial y la floreciente escena artística entre mansiones coloniales y rascacielos. Una cosa que se destaca: la cocina es única.

Ciudad de Panamá, Panamá: Ciudad multicultural llena de contrastes, que cuenta con casi 1,3 millones de habitantes, ofrece mucho más que la visita obligada al Canal. No solo debe ser visitada por sus deslumbrantes torres de apartamentos, pues su casco antiguo de la ciudad es un pintoresco laberinto de iglesias, plazas y palacios; ideal para visitar en las largas tardes de verano.

Brasilia, Brasil: En el año de su nacimiento, apenas 140.000 personas habían decidido llevar sus vidas a Brasilia. Hoy ya son más de 2.600.000 los habitantes de la capital, una décima parte de los cuales trabaja para el Gobierno o el Distrito Federal. Sin embargo en su orden, la arquitectura y la escultura moderna se mezclan hasta confundirse las una con la otra.

Monterrey, México: Se extiende sobre la llanura de inundación semiárida del río Santa Catarina, hacia el este desde los flancos de la Sierra Madre Oriental. Algunas partes de la ciudad se encuentran en el pintoresco telón de fondo del Monte Silla, que se eleva por encima de la llanura a una altura de más de 1.700 metros. Ahí, uno de los mayores centros de desarrollo del norte de México se mezclan con paisajes impresionantes.

San José, Costa Rica: Tómese su tiempo para explorar los barrios históricos como el Barrio Amón, donde las mansiones coloniales se han convertido en galerías de arte contemporáneo, y Barrio Escalante, el epicentro gastronómico de la ciudad. Únase a las multitudes del domingo en el Parque La Sabana o disfrute de su vida nocturna y sabrá que Costa Rica es más que playas y selva.

Asunción, Paraguay: Apodada la ‘Madre de las Ciudades’, Asunción sirvió como punto de partida para los viajeros, y debería considerarse hoy como una visita obligada para cualquiera que viaje por el continente. La Catedral Nacional y el Museo Municipal son dos sitios importantes para visitar, pero tampoco se pierda paseando por las plazas y el mercado local al aire libre. La escena del restaurante se expande y mejora constantemente, con hamburguesas gourmet, pizza a la leña y asado tradicional encabezando los menús.

Río de Janeiro, Brasil: Es una de las ciudades con mayor belleza natural en el mundo, incluso si es ignorada por algunas de las peores villas de emergencia del mundo. En las playas, Rio es una ciudad sensual con un hermoso telón de fondo de montañas boscosas, y un parque infantil para chicas y chicos de Ipanema y Copacabana. Subiendo a la cima de la montaña Pan de Azúcar o a la estatua de Cristo en el Corcovado, estarás convencido de que realmente estás mirando una “ciudad maravillosa”, como lo describen los lugareños.

Quito, Ecuador: Fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, rodeada por las montañas de los Andes, es la ciudad capital más alta del mundo, y está ubicada en el centro del planeta, junto al ecuador. Se considera la ciudad histórica mejor conservada de América Latina, con un laberinto de calles estrechas formadas por iglesias y monasterios ornamentados. Además de las riquezas coloniales.

Sao Paulo, Brasil: La ciudad más grande de Sudamérica, el tipo de cocina y el arte de Sao Paulo son tan multinacionales como su población diversa de 10 millones. En definitiva, una ciudad difícil de conocer en una visita, con verdaderamente miles de atracciones turísticas y centros de ocio.

Cablecolor

¿Usted qué opina?

Clic aquí para dejar su comentario

El Milagro