Judiciales Nacionales

Tras allanamientos por caso Yanber: 11 datos para entenderlo mejor

La mañana de este martes la Fiscalía Adjunta de Delitos Económicos realizó cinco allanamientos en tres viviendas de Samuel Yankelewitz Berger y de su hijo, Andrés Yankelewitz Lev, exgerentes de Corporación Yanber; así como un bufete y una de las instalaciones de la empresa Grupo Kineret y la vivienda de su gerente, el abogado Luis Alonso Barboza.

De esta manera sigue el curso de caso que viene desde el 2012, que hemos resumido en 11 puntos clave para comprender su desarrollo y el avance de la investigación.

Samuel Yankelewitz: El empresario de 80 años salió el mes anterior de prisión preventiva, a la que estuvo sometido por cinco meses, desde marzo pasado. Se le investiga por cuatro delitos de estafa y el proceso penal está abierto en el expediente 16-000054-0621-PE.

El caso: Corporación Yanber, dedicada la producción de distintos productos plásticos, es acusada de estafa por  casi 7.000 millones de colones al Banco de Costa Rica y más de 1.100 millones al Banco Crédito Agrícola de Cartago, además de diversos montos en contra de entidades financieras privadas.

Allanamientos de este martes: La Fiscalía ingresó esta mañana a las casas de los imputados Yankelewitz Berger y Yankelewitz Lev, ambas ubicadas en Santa Ana, y a Barboza Lépiz, en Escazú. La empresa Grupo Kineret está en Sabana Norte (de la cual es gerente Barboza) y el Bufete Consultores Jurídicos Especializados, en Los Yoses.

Qué se busca: La autoridades intentar encontrar pruebas de un supuesto plan para obtener créditos por $37 millones entre el 2014 y el 2015, presentando información financiera falsa. Según el Ministerio Público, la empresa entregó al Juzgado Concursal del Primer Circuito Judicial de San José los datos reales.

Exportaciones falsas: entre lo investigado está también lo señalado por el auditor externo de Yanber ante la Comisión Investigadora de Créditos Bancarios de la Asamblea Legislativa, que supuestamente la empresa reportó exportaciones a una subsidiaria de la propia Corporación Yanber en Panamá, lo que habría mejorado los números de la compañía.

 

El fisco: esas presuntas exportaciones falsas también habrían servido para defraudar al fisco, por lo que eso se suma a las causas en contra de los gerentes de la empresa y sus expropietarios.

Las deudas: al Banco Nacional Yanber debe $6 millones de dólares por uno de los préstamos y ¢2.172 millones por otro; al Banco de Costa Rica (BCR) debe ¢6.975 millones y a Bancredito ¢1.120 millones. También debe un monto sin especificar a 14 bancos privados representados por Confín S.A..

¿Cuáles fueron los detonates de la crisis?: según explicaron en la compañía a la prensa años atrás, hubo una reducción en el plazo que sus proveedores de materia prima les daban para pagar.  De igual forma tuvieron problemas para pagar a sus clientes. Mencionaron, asimismo que la compra de equipo por $5 millones en 2013 no tuvo los resultados esperados. De igual manera, durante años la corporación se quejó de los problemas de competitividad del país.

Primeras sospechas contra la compañía: en 2011 se detectó el uso de planilla oculta por parte de la corporación, doble contabilidad y facturación fantasma. En 2012 los estados financieros de Yanber decían que su patrimonio era de $26 millones, pero una investigación reveló que era de $7.8 millones.

Declaratoria de quiebra: en mayo del 2015, siete meses después de obtener $37 millones en créditos (un 66% de la deuda que tenía por $56 millones totales), Yanber inició el proceso de declaratoria de quiebra, con lo que pretendían suspender el pago de sus deudas y negociar un arreglos.

La compra por parte de Durman: en octubre del 2016, Francis Durman Esquivel y el banco de inversión FCS Capital compraron el 100% de la Corporación Yanber. Sin embargo no lograron mejorar mucho la situación económica de la compañía, que seguía teniendo importantes deudas con medio centenar de acreedores.

¿Quién es el dueño de Yanber?: tras todo ese problema en el que cayó la corporación, en 2017, 50 acreedores de Yanber aceptaron el trato para no quedar en quiebra y la corporación pasó a ser propiedad de 16 bancos, que cobraron con ello parte de lo adeudado, entre los cuales no está el Banco Nacional, el BCR ni Bancrédito.

Publicidad

Agréganos a Whatsapp